Quemar Después de Leer

Publicado: 2 noviembre, 2008 en Sin categoría
Hacía ya mucho tiempo que no iba al cine, con lo que ello conlleva. No he visto El Che y me jode, pero volver a ver una película de los Coen tras su apabullante vuelta con No es Pais para Viejos era obligatorio.
Sólo decir sobre esta película que es la típica comedia Coen es decir mucho ya, y aunque no esté al nivel de El Gran Lebowski, cómo alguien ha llegado a decir, estamos ante una muy buena película. Y es que llegar al nivel de El Gran Lebowski es prácticamente imposible, casi se podría decir que esa película es la comedia perfecta.
Va a ser imposible tener de nuevo a un personaje como El Nota, pero siempre puedes tener a un Chad Feldheimer, un paleto de gimnasio interpretado magistralmente por Brad Pitt. Me atrevería a decir que su actuación es lo mejor de esta película, y eso que el resto de actuaciones son geniales también. Esa es otra gran virtud de la película, el reparto: George Clooney, John Malkovich, Tilda Swinton, Frances McDormand y Brad Pitt con otros secundarios de lujo como J.K. Simons.
 
burnafterreading-apr-01www_unique-screenwriting_com-burn-after-reading-brad-pitt-phone
                                             Paleto es poco, coño.
 
Una vez más tenemos en una película el tema fetiche de los hermanos Coen, en la que una banda de perdedores trata de mejorar su vida con algo que parece inofensivo pero que acaba desencadenando en todo lo contrario. La moraleja Coen siempre es esa, mejor confórmate con lo que tienes y déjate de historias. Una vez un chino se meó en la alfombra del Nota y si lo hubiera dejado pasar, no le habrían pasado las cosas que le pasan al pobre. En este caso, un paleto de gimnasio encuentra un CD con las memorias de un ex-agente de la CIA y el pobre imbécil piensa que puede sacar provecho de la situación, pero las consecuencias no son las que esperaba. Esa es la historia de Quemar Después de Leer, con más personajes implicados en la historia para hacerla más liosa y divertida.
Otra gran virtud de la película es que tras el éxito alcanzado por el duo Pitt – Cloney en la trilogía de Soderbergh sobre los ladrones graciosetes, los Coen no caen en el recurso fácil de volver a ponerlos juntos para que veamos la química actoral que hay entre ellos. Saliendo en la misma película, no coinciden juntos en ninguna escena, bueno…, una pero digamos que no llegan a hablar. Eso es saber de antemano que vas a hacer una buena película, no recurrir a lo fácil y tratar de innovar.
Quizá la gente esperaba una crítica mordaz a los servicios de inteligencia americanos (CIA), pero la crítica no es tan mordaz y no se queda sólo en esto. También es una crítica a la sociedad en general y en lo idiotas en que nos estamos convirtiendo. Manías persecutorias, culto al cuerpo…, en definitiva, las preocupaciones banales en las que caen los protagonistas son los temas tratados en la película desde un punto de vista irónico pero que no es ni más ni menos que lo que hay en la sociedad actual.
Poco más se puede decir de la película, pero es que en esto reside la grandeza de estos cineastas, con algo simple consiguen entretenerte durante un rato.
 
 
Nota por JaviRage: 9
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s